Nuestra Sede

La cofradía disfruta, desde octubre de 1993, de una nueva sede canónica en la iglesia del Real Monasterio de San Quirce y Santa Julita, de la orden del Císter, sita en la Pza. de la Trinidad.

En la actualidad, pueden admirarse en el interior del templo obras de arte pertenecientes a la comunidad de religiosas, así como las imágenes procesionales y algunos lienzos de la penitencial.

Vista panorámica del Altar Mayor y altares laterales de la iglesia de San Quirce y Santa Julita

 

Anteriormente la cofradía fue propietaria de la Iglesia Penitencial de la Pasión, que construyó en 1581 junto a la Plaza Mayor, en la calle que aún hoy se denomina "Calle de la Pasión" en honor al nombre de la cofradía, y que hubo de abandonar en 1926 y hoy es la sala municipal de exposiciones. 

Placa conmemorativa colocada en la iglesia de la Pasión

Fachada de la iglesia de la Pasión

 

Tras la salida de la que era su iglesia, y hasta su llegada a la actual sede canónica, la hermandad se estableció sucesivamente en la iglesia de San Felipe Neri, el Santuario Nacional de la Gran Promesa y, desde 1953 hasta 1993, en la iglesia parroquial de Santa María Magdalena.

Iglesia parroquial de Santa María Magdalena

 

 


© Cofradía Penitencial de la Sagrada Pasión de Cristo