Procesiones

El Santo Cristo de las Cinco Llagas en su salida el Sábado de Pasión

SÁBADO DE PASIÓN: Procesión del EJERCICIO PÚBLICO DE LAS CINCO LLAGAS


Esta procesión, en la que el "SANTO CRISTO DE LAS CINCO LLAGAS" (Manuel Álvarez, mediados S. XVI) sale a hombros de los cofrades de la Sagrada Pasión, se celebró por primera vez el Sábado de Pasión de 1995.

Desde entonces se ha mantenido, año tras año, con el propósito de honrar a Nuestro Señor, ya muerto por nuestros pecados.

Durante el recorrido a lo largo de viejas calles vallisoletanas, el cortejo se detiene ante cinco conventos de clausura para hacer sendas estaciones en memoria de las Sagradas Llagas. En cada uno de esos momentos, al hilo de la voz de una religiosa del convento, religiosas, cofrades y devotos piden por las vocaciones en el seno de la Iglesia.

 

El itinerario por el que transcurre la procesión es el siguiente:

A las 20 h. parte de la Iglesia del Real Monasterio de San Quirce y Santa Julita sita en la Plaza de la Trinidad, y es ante este Monasterio dónde realiza el rezo a la primera Llaga, continuando por Isidro Polo, Plaza de los Ciegos, Lecheras, Rondilla de Santa Teresa (Convento de Santa Teresa, segunda Llaga), Pelota, Imperial, San Diego, Plaza de las Brígidas, San Ignacio (Convento de la Concepción, tercera Llaga), San Ignacio, Encarnación, (Convento de Santa Isabel, cuarta Llaga), Santo Domingo de Guzmán, Expósitos y Plaza de la Trinidad, yendo por el interior de la plaza hasta la Iglesia Parroquial de San Nicolás de Bari, donde se rezará la quinta Llaga, continuando después hasta la Iglesia del Real Monasterio de San Quirce y Santa Julita donde se da por finalizada la Procesión.

 

JUEVES SANTO: Procesión de ORACIÓN Y SACRIFICIO


También a las 20 h., al caer la tarde del Jueves Santo, se inicia esta procesión, con las imágenes de "NUESTRO PADRE JESÚS FLAGELADO" (Anónimo, h. 1650), de "NUESTRO PADRE JESÚS CON LA CRUZ A CUESTAS" (Anónimo S. XVII), del "SANTÍSIMO CRISTO DEL PERDÓN" (Bernardo del Rincón, 1656) y del "SANTO CRISTO DEL CALVARIO" (Anónimo castellano de mediados del S. XVII) . En ella la cofradía se dirige a la Santa Iglesia Catedral Metropolitana para hacer Estación de Penitencia ante el Santísimo Sacramento.

Delante de Jesús Sacramentado la hermandad pide por las personas privadas de libertad, actualizando su antigua dedicación a los condenados, presente desde los primeros momentos de su historia. Ese recuerdo se mantiene también merced al sonido de las trece campanillas que durante el recorrido acompañan al Santísimo Cristo del Perdón, en memoria de las que, en siglos pasados, tenían los cofrades de la Pasión al pedir limosna por los que iban a ser ejecutados.

 

Procesión de Oración y Sacrificio

El itinerario por el que transcurre la procesión es el siguiente:

Plaza de la Trinidad, San Quirce, Expósitos, Concepción, Plaza de San Miguel, San Antonio de Padua, Plaza de los Arces, Leopoldo Cano, Angustias, Plaza de la Libertad, Plaza del Portugalete, Catedral y Arribas hasta la Santa Iglesia Catedral en cuyo interior se celebrará un Acto Penitencial.

Reanudándose la Procesión por: Arribas, Catedral, Plaza del Portugalete, Plaza de la Libertad, Macias Picavea, Platerías, Guadamacileros, Plaza de los Arces, San Antonio de Padua, Plaza de San Miguel, Concepción, Expósitos, San Quirce y Plaza de la Trinidad, hasta la Iglesia del Real Monasterio de San Quirce y Santa Julita donde se dará por finalizada la Procesión.

 

VIERNES SANTO: Procesión General de la Sagrada Pasión del Redentor

 

 

Además de las dos procesiones expuestas anteriormente y que son de organización propia, la cofradía también participa junto al resto de la cofradías vallisoletanas en la tarde-noche del Viernes Santo en la Procesión General de la Sagrada Pasión del Redentor, acompañando al paso titular, el Santísimo Cristo del Perdón.

 

 

 

 

© Cofradía Penitencial de la Sagrada Pasión de Cristo